ÁgoraRevista.com es una publicación sobre temas de seguridad en México. ÁgoraRevista se enfoca en noticias y análisis sobre las actividades de SEDENA, SEMAR, la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF) y la Secretaría de Gobernación (SEGOB) en su lucha contra el cártel Los Zetas y otras organizaciones de tráfico de drogas. También reporta sobre la colaboración entre estas instituciones militares mexicanas y sus contrapartes en Estados Unidos para prevenir el tráfico de cocaína, heroína, mariguana y drogas sintéticas y sobre el avance de las tecnologías militares que apoyan esta lucha

América Central y América del Sur luchan contra los cárteles que huyen de México

La Policía Nacional Civil detiene a supuestos integrantes de una pandilla  en una operación cerca de la escena del crimen en Tonacatepeque. El presidente  de Estados Unidos Barack Obama ha asignado $200 millones de dólares para ayudar  a El Salvador en el comabate contra las drogas y la violencia de pandillas.  [Reuters]

La Policía Nacional Civil detiene a supuestos integrantes de una pandilla en una operación cerca de la escena del crimen en Tonacatepeque. El presidente de Estados Unidos Barack Obama ha asignado $200 millones de dólares para ayudar a El Salvador en el comabate contra las drogas y la violencia de pandillas. [Reuters]

Los líderes de toda América se movilizan para contrarrestar el desplazamiento de los cárteles de drogas desde México hacia América Central y del Sur.

Los presidentes y representantes de siete países se reunieron en la cumbre realizada en Ciudad de Guatemala el 16 de marzo con el secretario general de las Naciones Unidas Ban Ki-Moon para analizar la penetración de los cárteles mexicanos en los países del sur.

Asistieron a la reunión los presidentes Laura Chinchilla (Costa Rica), Porfirio Lobo (Honduras), Álvaro Colom (Guatemala), junto con el primer ministro de Belice Dean Barrow y representantes de El Salvador, República Dominicana y Panamá.

El presidente de Estados Unidos asignó $200 millones para combatir el tráfico de drogas y la violencia de pandillas, durante su visita a El Salvador el pasado 22 de marzo.

Los países de Latinoamérica ya han presenciado un aumento de la violencia, la corrupción y el uso de drogas luego de que los cárteles de Sinaloa y Los Zetas expandieran sus actividades de crimen organizado a países como Nicaragua.

Según manifestó a IPS News Roberto Orozco, del Instituto de Nicaragua para Estudios Estratégicos y Políticas Públicas, “La inseguridad creada por el crimen organizado en nuestros países” se debe principalmente “a los efectos de la guerra mexicana contra las drogas”.

Otros, incluyendo algunos líderes latinoamericanos frustrados, han dicho que las asociaciones criminales apuntan a otros países debido a la intensidad de la lucha del presidente mexicano Felipe Calderón contra el tráfico, la cual representa una marcada tendencia según el informe anual de este año de la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (INCB por sus siglas en inglés) de las Naciones Unidas.

La cumbre dio lugar a nuevas iniciativas de seguridad regionales que incluyen la del presidente de El Salvador Maurico Funes de establecer una nueva Asociación Centroamericana de Seguridad Ciudadana. La iniciativa ayuda a reforzar los juzgados y la aplicación de la ley con la cooperación de Colombia, Chile y México.

El presidente guatemalteco Álvaro Colom ha ejercido presión para que sus colegas acuerden un plan regional destinado a combatir el tráfico de drogas y el crimen organizado, con especial énfasis en el Triángulo Norte Centroamericano.

El presidente Colom dijo a los reporteros que confía que al efectuarse la Primera Conferencia Internacional de Apoyo a la Estrategia de Seguridad de América Central a comienzos de junio en Guatemala se producirá un plan regional serio.

¿Qué es lo que ha motivado este nuevo realismo de los líderes de Latinoamérica y su disposición a trabajar con mucha más cooperación que en el pasado? Los cínicos podrían responder que la causa es el miedo a las agrupaciones mexicanas de drogas.

Pero los retos traen nuevas oportunidades. Todo el pesimismo en la cobertura de los medios de comunicación acerca del reciente informe global de la INCB, por ejemplo, y el enfoque en el aumento del uso de drogas en Latinoamérica y la propagación del crimen organizado desde México, puede sugerir en un análisis más atento, noticias y posibilidades más optimistas.

En resumen, se está produciendo un profundo cambio en la dinámica y la estructura del comercio de drogas en el hemisferio occidental y éste puede ser explotado por los gobiernos de Latinoamérica con el apoyo de Estados Unidos. Y han empezado a darse cuenta. Si los líderes de Latinoamérica pueden hacerles difícil la vida a los intrusos mexicanos, entonces los cárteles se verían acorralados. Al final todo se reduce al poder político y la cooperación.

El reporte de INCB resalta otras tendencias que sugieren las serias dificultades que afrontan los grandes cárteles. La expansión de sus operaciones de tráfico a Latinoamérica los obliga a entrar en un nuevo territorio donde deben formar alianzas con pandillas criminales callejeras. Esto en sí mismo es peligroso para los cárteles, las pandillas callejeras no son tan disciplinadas y son difíciles de controlar. También, es más sencillo para las agencias de orden público penetrar esté tipo alianzas que aquellas organizaciones cohesivas con muy poca necesidad de hacer acuerdos o asociarse con otros.

Y mientras están ocupados en eso, a los cárteles mexicanos se les ha vuelto mucho más difícil llevar cocaína hacia el norte de la frontera entre México y Estados Unidos; clara consecuencia de la presión ejercida por las autoridades mexicanas y de Estados Unidos. La evidencia se encuentra en informes como el de la INCB, el cual indica que la disponibilidad de cocaína en Estados Unidos ha disminuido y que han aumentao los precios de la cocaína de baja pureza.

Los cárteles mexicanos no buscan compensar el déficit sólo con los mercados latinoamericanos, sino también en regiones alejadas. Están ingresando una mayor cantidad de droga a Europa través de África. Venezuela juega un papel preponderante en ese comercio. El reporte de la INCB indica que Venezuela es “uno de los principales países de donde provienen las embarcaciones de cocaína confiscadas en el oeste de Europa”. Como lo diría cualquier empresario, el momento más vulnerable para un negocio es cuando se hacen cambios en las operaciones y en los mercados. La vulnerabilidad de los grandes cárteles mexicanos aumenta a ritmo acelerado.

Evalúe este artículo

Votos Del Artículo: 3.0 / 5 (154 Votes)
 

Envíe sus comentarios

 
Comentario

Política de comentarios

* Obligatorio




1500 caracteres restantes (1500 máx.)

Button